Las Hadas

Golf, Resort & Marina


Por Alejandro García Sotelo
Hotel Las Hadas

Su exquisita arquitectura de tipo mediterráneo le ha valido el apelativo del "Palacio Blanco del Pacífico".

En la península de santiago, en Manzanillo, encontramos uno de los clubes de playa más exclusivos, único en su tipo, ya que Las Hadas Golf Resort and Marina, cuenta con una exquisita arquitectura de tipo mediterráneo que además de ser original, refleja al océano su belleza, tan impactante que se le ha bautizado como "el Palacio Blanco del Pacifico"; su diseño inmortalizó al arquitecto José Luis Ezquerra, dándole una gran reputación, misma que lo llevó a construir innumerables casas y edificios alrededor del mundo.

La estructura que Ezquerra creó para Las Hadas, Manzanillo, causó tal impacto que atrajo cada vez más viajeros de todas partes del mundo, que querían conocer este magnifico palacio, que parece sacado de algún cuento -valga la redundancia-, de hadas.

Hotel Las Hadas

Esto provocó que, a su vez, el mundo descubriera la belleza de Manzanillo; tanto el turismo como el comercio marítimo y la industria voltearon hacia él, e inclusive Hollywood puso su mirada en este paraíso, dando lugar a la filmación de la cinta "10, la mujer perfecta", teniendo como marco la increíble belleza de las Hadas.

Hotel Las Hadas

La armonía entre la vegetación, el clima, la playa y el diseño del hotel es perfecta, lo que le otorga una belleza solamente superada por su magnifica y rica historia, ya que desde hace quinientos años, los múltiples navegantes que surcaban estas aguas, bautizaron con el nombre de las Hadas a esta parte de la costa del Pacifico, ya que ellos decían que en las noches de luna llena, aparecía en la playa magnificas siluetas de dos hermosas mujeres. En la actualidad sabemos que esta ilusión óptica se crea por la presencia de fósforo en la superficie del mar, proveniente de huesos de civilizaciones pasadas que habitaron este paraíso; a pesar de que existe esta explicación científica, sin duda en las Hadas no deja de ser percibido como un lugar lleno de magia, de ambiente místico que te llena de una gran paz y tranquilidad.

Hotel Las Hadas

En el siglo XVII, Manzanillo fue un puerto con mucha actividad comercial, de donde partieron expediciones al Oriente, con el fin de importar diferentes mercancías; al regreso de las naves, cada galera estaba repleta de especias, perfumes y sedas.

Y enclavado en su geografía de magnificencia escénica, está precisamente este hotel hoy legendario, que en conjunto forma con el entorno un lugar mágico, rebosante de historia. De hecho, lo que actualmente es el campo de golf, era un inmenso astillero donde fueron construidas las fragatas en las que navegó el legendario capitán Legazpi, quien descubrió y colonizó las Filipinas; su nombre se encuentra actualmente inmortalizado al interior de Las Hadas, ya que el restaurante más exclusivo del lugar lleva su nombre, por supuesto en honor a su ilustre y sobresaliente descubrimiento.

Hotel Las Hadas

Durante el siglo XIX, la abundante vegetación cubrió los vestigios de esta parte de la costa y no fue sino hasta los años sesentas, cuando las playas de las Hadas fueron redescubiertas por Don Atenor Patiño, mejor conocido como el "Rey del estaño"; él tenia el sueño de construir el mejor club privado, el cual fuera completamente diferente a los ya existentes, donde pudiera recibir y agasajar a sus ilustres invitados, ya que formaba parte del jet set de la época y las Hadas reunió las características climáticas excepcionales -durante todo el año-, un escenario natural único, una playa tranquila con aguas cristalinas, una marina exclusiva y muy bien resguardada; en otras palabras, un verdadero paraíso que invitaría al descanso.

Al encontrarse ante tal belleza, Don Antenor Patiño mandó por el arquitecto José Luis Ezquerra, quien vertió toda su creatividad y audacia en la construcción de un club privado único en el mundo. Después de 10 largos años y una inversión de más de 33 millones de dólares de aquella época, en marzo de 1974 fue inaugurado, dejando a más de 300 invitados atónitos ante la magnificencia del club y la belleza natural del paisaje, característico de las costas de la península de Santiago.

Hoy en día, este hotel de lujo, operado por el afamado grupo Brisas, cuenta con un total de 234 habitaciones y dispone de un hall de entrada con un área de recepción donde se ofrece servicio de cambio de divisas, increíbles salas de conferencias, un magnifico servicio de SPA, gimnasio y una magnífica vista y diseño, que invitan al usuario a viajar por un mundo de fantasía, apartándose del agitado mundo que nos rodea, perdiendo la noción del tiempo, que muchas veces no nos permite disfrutar de las maravillas que nos ofrece la vida.

Afortunadamente, existen para el viajero que gusta de experiencias diferentes, lugares paradisíacos como las Hadas. ¡Bienvenidos a la magia y el descanso!

Recomendado

Aeromar