Gestión Pública del Turismo IV: Plan Estratégico de Desarrollo


Por Miguel Ángel Acerenza 2 Septiembre, 2018
Miguel Ángel Acerenza

Miguel Ángel Acerenza

Como lo mencionáramos en el artículo anterior, la política turística debe plasmarse en un Plan Estratégico de Desarrollo del Turismo, conocido también como Plan Estratégico Nacional de Turismo (PENTUR), el cual en su fase operativa se traduce en una serie de planes y programas de acción destinados al logro de los objetivos hacia los cuales apunta el desarrollo del sector.   En este artículo luego de algunos aspectos conceptuales, comentaremos sobre la necesidad de presentar y divulgar el mismo entre los distintos actores involucrados en el desarrollo del sector.

Conceptualización del Plan Estratégico de Desarrollo

El Plan Estratégico de Desarrollo del Turismo es un requisito que debe estar fijado en la Ley Nacional de Turismo. El mismo es un documento escrito en el cual se recogen, desde un punto de vista formal, las decisiones de política turística, por lo que en él se establecen los grandes ejes del desarrollo del sector.

En la práctica, la formulación del referido plan implica tomar las siguientes decisiones: definición de los objetivos de largo plazo hacia los cuales se debe encausar el desarrollo del sector; la determinación de las estrategias mediante se alcanzarán dichos objetivos; y la especificación de los diferentes planes y programas de acción que se llevaran a cabo, de acuerdo a la estrategia adoptada.

En lo que se refiere al horizonte temporal del mismo, éste tiene que ser congruente con el establecido en el Plan Nacional de Desarrollo, del cual forma parte integral.  No obstante es conveniente mencionar que algunos de los planes y programas que conforman el Plan Estratégico de Turismo pueden tener un horizonte temporal menor.   Tal es el caso, por ejemplo, de los planes y programas de Marketing  que, por lo general se sitúan alrededor de los 3 años en virtud de los cambios que caracterizan a los mercados turísticos, y que requieren ser actualizados con medidas rápidas y oportunas para adaptarse a las nuevas condiciones imperantes en los mercados en los cuales deben desarrollarse las acciones. Pero en todos los casos, siempre se tendrá que observar las directrices que establezca la política turística.

Hecho los comentarios que estimamos convenientes sobre algunos de los aspectos relacionados con la formulación del plan estratégico, veamos ahora  lo relativo a la presentación y divulgación del plan.

Presentación y divulgación del plan

Como lo mencionáramos al inicio de este artículo, el Plan Estratégico de Desarrollo del Turismo es un documento en el cual se establecen los grandes ejes del desarrollo turístico.   Por lo que, una vez formulado, el mismo tiene que plasmarse en un documento escrito el cual constituirá el instrumento de comunicación mediante el cual todos los actores relacionados con el desarrollo del turismo tomarán conocimiento sobre que se pretende alcanzar con la ejecución del citado plan.

Dicho documento por tanto, debe ser presentado con suficiente detalles como para que cualquier persona interesada en el tema pueda entender y comprender que es lo que se espera lograr con las acciones previstas a realizar.

Su contenido y extensión puede variar, pero generalmente se relaciona con las directrices a las cuales deben ajustarse las acciones para alcanzar los objetivos previstos en el plan.  No es necesario incorporar al documento información sobre evolución del turismo mundial, ni su posición en la captación del mismo,  que no hacen más que darle mayor volumen al documento, pero que no tiene ningún valor.   Lo importante es que todos los involucrados en el desarrollo del sector sepan que se va hacer en los mercados prioritarios para su país, con el propósito de aumentar la afluencia de turistas al país y obtener así los beneficios económicos y sociales que brinda el desarrollo de la actividad.

En el próximo y último artículo  expondremos algunas sugerencias que, en nuestra opinión, pueden contribuir a un resultado eficaz en la conducción del sector.  

Recomendado