Botiquín especial para vacaciones


23 Agosto, 2017
Botiquín

Cuando nos vamos de viaje es importante que tengamos en cuenta una serie de cosas que llevar como botiquín de pequeñas emergencias. Un corte, una quemadura, un corte de digestión son pequeños problemas que nos pueden sorprender estando de vacaciones. ¿Qué puedes llevar en tu maleta para pequeños accidentes?

Qué debe contener un botiquín de viaje

Un buen botiquín es tan importante como el pasaporte o la tarjeta de crédito. Para realizar un viaje se han de tomar una serie de precauciones. En un botiquín vacacional nunca pueden faltar:

  1. Antiinflamatorios y analgésicos, ya que durante los viajes puede sorprendernos algún que otro dolor de cabeza o un dolor muscular que nos impida disfrutar de nuestro tiempo libre.
  2. Repelentes de insectos porque las picaduras están a la orden del día en verano. Insectos, avispas, abejas, escorpiones de mar, etc.
  3. Tiritas y gasas para pequeñas curas.
  4. Desinfectante para tratar cortes y heridas.
  5. Vendas elásticas que faciliten la inmovilización temporal de una muñeca o un tobillo hasta llegar al hospital.
  6. Protector solar siempre a mano para que el sol no dañe la piel. Nunca debemos exponernos a los rayos solares sin protegernos, aunque seamos de piel morena.
  7.  Antihistamínicos para las alergias, ya que pueden desarrollarse en cualquier momento.
  8. Crema para las quemaduras que se pueden producir en una barbacoa, una quemadura producida por una caída, etc.
  9. Pastillas para el mareo. Tal vez, nunca te hayas mareado, pero es bueno tenerlas siempre a mano.
  10. Antiácidos para esas comidas copiosas que alteran el ritmo de nuestro estómago e intestino.
  11.  Un termómetro clínico homologado.

Siempre se ha dicho que prevenir es curar y es cierto. Planea tus vacaciones visitando alguna de las farmacias online de la red y completa tu botiquín para un viaje sin sorpresas.

Recomendado