Acapulco

La historia de un fascinante destino turístico


Por Erika Montes Zamora
Bahía de Acapulco

Lugar de sol y playa que por su cercanía al Distrito Federal es uno de los destinos turísticos más queridos de los capitalinos y claro, también favorito de los turistas nacionales y extranjeros que lo visitan por su clima, Acapulco se ha ganado un lugar preponderante en la lista de los sitios más visitados.

La ciudad sobrevivió a la esclavitud a mano de los conquistadores, ataques piratas en los siglos XVIII y XIX y desastres naturales. Asimismo, el puerto tiene una larga y rica historia, desde asentamientos indígenas y haber recibido a Hernán Cortes como el primer turista europeo. Fue bautizada como Santa Lucía, bajo la bandera de Santander, España y hoy día se mantiene como uno de los sitios preferidos por el turismo, tanto nacional como extranjero.

En este punto geográfico de México, principió el comercio con el Oriente, mediante las expediciones del Galeón de Manila o Nao de la China, a través de las cuales los productores españoles y americanos eran enviados al lejano Oriente, y a su vez se recibían mercancías de aquellas tierras. La bahía de Acapulco, por su estratégica ubicación, sirvió para crear en el virreinato el Fuerte de San Diego, cuya primera edificación -destruida por un terremoto en 1776- antecedió a la fortaleza que ahora incluye un museo.

Catedral de Acapulco

Catedral de Acapulco

Mexicanos adinerados, escritores, estrellas de Hollywood y europeos del jet-set pronto se congregaron en Acapulco. Fue precisamente ahí donde Elizabeth Taylor contrajo matrimonio con Mike Todd; John F. Kennedy y Brigitte Bardot gozaron sus lunas de miel, y Frank Sinatra, Judy Garland, Harry Belafonte y el Barón de Rothschild se convirtieron en visitantes frecuentes.

Fuerte de San Diego

Fuerte de San Diego

Fue refugio de políticos millonarios y de jerarcas árabes perseguidos, así como morada de estrafalarios millonarios como Howard Hughes -El aviador-, y se convirtió en el sitio más importante de América para vacacionar en playa durante los años 50, después de la Segunda Guerra Mundial, en que viajar a Europa era muy inseguro y, por lo tanto Acapulco fue la meca del turismo mundial.

Más recientemente otras celebridades internacionales como Luís Miguel, Julio Iglesias y Plácido Domingo, adquirieron casas para su residencia personal en el puerto.

Fuerte de San Diego

Fuerte de San Diego

Hoy día, equipos de filmación de cadenas televisivas y compañías de producción de cine provenientes de distintas regiones del mundo, así como fotógrafos y reporteros de un gran número de publicaciones internacionales, llegan a Acapulco para registrar su incomparable belleza natural y su personalidad efervescente.

Sin embargo, no siempre fue así. Fue hasta finales de los años 20 cuando se abrió el primer camino transitable que comunicaba al puerto con la ciudad de México. En ese entonces la travesía duraba más de una semana, pero había suficientes viajeros que lo realizaban para impulsar la construcción del primer hotel, en 1934. Se dice que la transformación de Acapulco en “principal destino turístico”, se inició cuando el Príncipe de Gales y futuro Rey, Eduardo VIII, visitó la bahía en una expedición de pesca.

La Quebrada

La Quebrada y mirador

Donde en la década de los 40’s había dos o tres pequeñas casas de huéspedes, ahora hay más de 300 hoteles y en las faldas de sus cerros se localizan mansiones millonarias con las mejores vistas de la bahía. Hoy en día, Acapulco es uno de los sitios vacacionales más emocionantes en el mundo, que cautiva a los amantes de los días cálidos y las eternas noches, en que la luna y las estrellas son cómplices de fiestas glamorosas.

Datos

  • En 1486 Acapulco pasó a formar parte del imperio Azteca, durante el reinado de Ahuizotl.
  • En 1550 se instalaron en el puerto 30 familias españolas provenientes de la ciudad de México para fundar una población en el perímetro de la bahía.
  • El 30 de Julio de 1909 un fuerte terremoto sacudió a Acapulco.
  • En 1920 el presidente Álvaro Obregón planeó el camino a Acapulco y lo terminó ocho años después el presidente Plutarco Elías Calles.
  • Jaques Custeau, en su barco oceanográfico "Callipso" pasó largas temporadas en la bahía.
  • El turismo es la actividad económica más importante del municipio.
  • Según cálculos, para el año 2015 se prevé una población total de un millón cien mil habitantes, lo que convertirá a Acapulco en una de las 10 ciudades más importantes de México.

Atractivos

En la antigua plaza de Acapulco, por ejemplo, disfruta del ambiente
colonial en torno a su Quiosko de piedra, la Catedral, dedicada a Nuestra Señora de la Soledad, tiene un domo al estilo de las mezquitas y torres bizantinas. Del otro lado de la bahía, la enorme cruz que se observa desde varios puntos del puerto corresponde a la moderna capilla Ecuménica de la Paz, situada en Las Brisas.

Clavadista en La Quebrada

Clavadista en La Quebrada

El Fuerte de San Diego, lugar de gran valor histórico, muestra un refugio que se dice fue habitado por piratas. Otro sitio de tradicional visita es la Isla de la Roqueta que por la suavidad de su oleaje, es propicia para bucear, esnorquelear y pescar.

Una visita obligada es ir a ver a los osados clavadistas de La Quebrada. Donde el escenario natural, formado por acantilados de 40 m. de altura, es la plataforma desde donde se lanzan para caer en un brazo de mar de poca profundidad. El Parque Papagayo, bella reserva ecológica, ofrece espacios deportivos. Palma Sola, principal descubrimiento arqueológico de la zona, consiste en 18 piedras que en su superficie muestran jeroglíficos realizados hace de más de 2 mil años.

Acapulco Nightlife

Por las noches la diversión continúa

Divertida vida nocturna

Si el día está siempre lleno de actividad, por las noches Acapulco no tiene descanso ni comparativo. La vida nocturna comienza apenas cae la noche, cuando las calles principales de la ciudad, iluminadas desde horas antes por las marquesinas, comienzan a llenarse de gente decidida a divertirse. Los sonidos de la noche se mezclan con los diferentes tipos de música que se escapan de los bares y los múltiples restaurantes y discos.

Es bien sabido que aquí la diversión nunca termina. En las décadas de los 80 y 90, la discoteca Baby´O fue la más famosa y exclusiva de la bahía. Ahora si bien sigue siendo una buena opción, los visitantes abarrotan nuevos establecimientos, las modas y tendencias del nuevo milenio, han traído consigo refrescantes conceptos como Paladium, Zydeco bar o el Señor Frog´s, entre otros.

Fuegos artificiales de año nuevo

Festival pirotécnico de año nuevo

La bondad de su clima –con una temperatura promedio de 28°C y 360 días de sol al año­- hace de Acapulco el sitio perfecto para vacacionar. Ya sea que llegues por carretera, avión o incluso crucero, lo servicial de los lugareños te hará sentirte como en casa, por lo que ha sido sede de importantes eventos a nivel internacional, entre los que se cuentan Miss Universo, el ya tradicional Torneo de Tenis, el Festival de Cine Francés y un sinnúmero de eventos más.

Zona Dorada

Zona Dorada

Acapulco ha crecido de manera considerable y uno de los sitios de mayor exclusividad se encuentra en Punta Diamante, que está dando cabida a gran cantidad de residencias y complejos hoteleros de primer nivel.

Debido a esta enorme expansión, Acapulco se divide en tres grandes áreas conocidas como: Acapulco Dorado, Acapulco Diamante y Acapulco Tradicional.

Acapulco Tradicional: Se ubica desde Caleta al Parque Papagayo. Fue en las décadas de los años 30´s y 40´s cuando Acapulco contaba ya con algunos servicios urbanos y de comunicación (campo de aterrizaje, agua potable y carretera desde la Ciudad de México) cuando empezó a ser realidad la idea de convertir al lugar en el primer desarrollo turístico de México. En esta área se localizan los primeros hoteles y casas de huéspedes.

Centros comerciales

Centros comerciales

Acapulco Dorado: Va desde el Hotel Plaza las Glorias Paraíso Radisson hasta la Base Naval. En los años 50´s, 60´s y 70´s nuevos hoteles abrieron sus puertas al turismo. Acapulco empezó a acaparar la atención mundial, por lo que personalidades de la política, el arte y la farándula lo eligieron como destino para vacacionar, trabajar temporalmente e incluso para vivir.

Acapulco Diamante: Comienza desde la carretera escénica y termina por el área de Barra Vieja. Es una zona turística altamente moderna con hoteles de primer nivel, confortables condominios, villas privadas y residencias de lujo.

Variada hotelería

Uno de los factores que a lo largo de los años ha posicionado a Acapulco como un infaltable en la agenda turística de México, es su vasta y variada infraestructura hotelera. Inmuebles como el Camino Real, Crowne Plaza y Las Brisas han forjado su prestigio en esta bahía. Asimismo, hoteles como el Elcano, El Encanto y El Tropicano llenan las expectativas de diversión, descanso y hospitalidad de nacionales y extranjeros; razón por la que se encuentran entre los más visitados del puerto.

Playa Condesa

Playa Condesa

La oferta restaurantera, como la hotelera, es amplia también. Excelentes chefs se dan cita en restaurantes como Bella Vista o Baikal, para ofrecer sus platillos a base de productos del mar, desde los ya clásicos camarones a la diabla, hasta la sofisticada langosta.

Otro atractivo es que los restaurantes poseen gran variedad de ambientes. De esta forma se puede disfrutar tanto
de una velada romántica, como de una comida familiar o una divertida cena entre amigos, satisfaciendo los gustos más refinados.

En los principales diarios del mundo, Acapulco, Baja California y Cancún son las playas que sirven como marco de referencia hacia México. Dichos lugares colocan al país como sitio de playa dentro de los mejores destinos actuales y modernos, pero es Acapulco la que mayor tradición e historia tiene, y guarda seguramente recuerdos inolvidables para miles de viajeros.

Recomendado

Más del Estado de Guerrero